Habilidades Directivas para Dirección de Equipos

Un equipo en formación contínua…

Reconocimiento de méritos como habilidad directiva.

Rebelión en la granja cartel

El dueño de una granja tenía un caballo excepcional que había ganado varias carreras y realmente era valioso. Un día, el pobre caballo metió una pata en un agujero y se hirió. El veterinarío lo cuidó, pero dijo que ya no podría competir.

El dueño de la finca dejó en el establo al caballo, que le costaba inluso mantenerse en pie, mientras decidía que hacer con él.

El caballo estaba acostado cuando un cerdo se acercó y le dijo:

– Anímate, colega, vamos, ponte de pie; sé que lo puedes hacer porque antes te vi caer e incorporarte. ¡Venga!¡Arriba!.

El caballo gimió mientras se movía con mucho esfuerzo, pero el cerdo no desistía:

– Vamos amigo yo te ayudo – metiéndose por debajo de la tripa del caballo y empujándolo con el hocico – Vamos, sé que lo puedes hacer. ¡Venga! ¡Campeón! ¡Arriba! ¡Eso es! ¡ Que grande eres! ¡Sabía que lo conseguirías!.

Y tanto insistio el cerdo que finalmente el caballo se fue incorporando poco a poco, tambaleándose, ganando seguridad hasta que, finalmente, consiguió salir del establo, relinchando y galopando. El dueño de la granja al ver correr a su animal, empezó a dar saltos de alegría y a gritar a sus empleados:

– ¡Que maravilla!. ¡Mi caballo se curó solo!. ¡Esto se merece unas buenas chuletas!. ¡Matemos al cerdo para celebrarlo!.

Si fueras el cerdo que pensariás…, ¿echar a correr?.

Un saludo

alfredus

 

Anuncios

Archivado en: Liderazgo, Motivación

11 Responses

  1. Yoriento dice:

    Moraleja: si ves caer a un compañero, y tú no eres más rápido ni más listo, no te portes como un cerdo. Bueno, mejor sí. Me he hecho un lío¡ ;-)

    He tuiteado tu entrada desde mi gReader ;-)

  2. Hola,

    La verdad que muchas veces cuando nos caemos por alguno de los golpes de la vida perdemos la fe en nosotros mismos y necesitamos que alguien cercano a nosotros nos recuerde que podemos volver a remontar, sólo debemos creer en nosotros de nuevo. Eso si, luego no olvidéis de ayudar a estos amigos cuando lo necesiten porque ellos estuvieron allí cuando lo necesitasteis.

    Saludos,

  3. alfredus dice:

    Yoriento,
    me has despistado porque no me ha quedado claro si es una llamada a la solidaridad o una llamada a que recordemos el viejo cuento de los dos amigos que van por la selva y viene el león y…
    Pero nos dejamos al tercer actor, el granjero que en vez de dejarse llevar por la primera impresión hubiera sido un buen profesional conoceria a sus animales, sería más objetivo y otorgaria el mérito a quien se lo merece en vez de comérselo (ya no es fuga de talentos es asado de talentos, jejeje!).

    Un saludo y gracias por participar.

  4. alfredus dice:

    Juan,
    gracias por pasarte y aportar con tu comentario.
    Es cierto, tendemos muchas veces al “si te he visto no me acuerdo” cuando nos lanzan un S.O.S..
    Ahora bien, al leer tu comentario, me entra la duda de cuanto es mérito del cerdo y cuanto del caballo tanto en la decisión que toma el granjero como en que el caballo este trotando otra vez.
    Un saludo.

  5. Alfonso dice:

    Bien si lo vemos desde otro punto de vista, cuando el cerdo ayuda al caballo que tiene un cometido distinto al suyo, lo que consigue a cambio es un empujón meteórico en su carrera. El objetivo del cerdo en prpducir chuletas y demás. Por lo tanto con su acción lo ha conseguido.

  6. alfredus dice:

    Alfonso,
    gracias por participar.
    La verdad es que visto así tambien podemos pensar que el granjero podía haber reconocido la contribución del cerdo a la mejoría del caballo con una buena ración de lechugas fresquitas. ¿Verdad?.
    Un saludo.

  7. Mucha felicidad para ti y los tuyos amigo y que el año que viene se presente mejor que este!!!

    Un abrazo

    Saludos

  8. alfredus dice:

    José Luís,
    muchas gracias.
    Da gusto volver de vacaciones y encontrarse con estos parabienes.
    Te deseo un prospero y feliz año nuevo.

    Alfredus

  9. […] nos trae la historia del cerdo y el caballo que trata sobre el reconocimiento de méritos como labor directiva, y que evidencia que jefe, motivación y simplicidad, son palabras que no suelen coincidir en una […]

  10. Arturo dice:

    Es interesante como apartir de una historia se puede discutir de tantos temas. Cuando acabe de leer la historia pense. “Pobre cerdito”.
    Pero no cada uno estaría cumpliendo su proposito, que hubiera pasado si el cerdito no le hubiera ayudado, matarian al caballo y de todas maneras algún día se comerían al cerdito. Pienso que el cerdito ayudo a prolongar la vida del caballo.
    Es lo mismo que pasa cuando hay recorte de personal, se tienen que sacrificar algunos para poder prolongar la vidad de otros.

  11. alfredus dice:

    Arturo,
    graias por pasarte y comentar.
    Esta es la finalidad del blog: contar algo que sirva para poder ver distintos puntos de vista.
    Puede ser que el cerdo acabe como chorizo o no, en culquier caso su acción no ha sido ni reconocida, ni valorada iguaL que sucede muchas veces en la empresa ¿o no?.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Calendario

diciembre 2008
L M X J V S D
« Nov   Ene »
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
293031  

Estadísticas

  • 899,602 hits
A %d blogueros les gusta esto: